«Ellos tienen el fanatismo; nosotros, la esperanza»

Heereman

Königstein, 23-03-2016. El Presidente-Gerente de la Fundación Pontificia Internacional Aid to the Church in Need (ACN), el Barón Johannes von Heereman, ha denominado los atentados de Bruselas, así como los anteriores ataques terroristas islamistas que se han producido en Francia, Nigeria, Mali, Costa de Marfil y otros lugares del mundo como «ataques del mal». «A tales crímenes se hace frente, políticamente, con mayor información y con medidas preventivas de seguridad; espiritualmente, sobre todo con la oración: primero por las víctimas, pero después también por los autores, y los autores potenciales, de los crímenes». Al mismo tiempo hace referencia a la «enorme y maravillosa solidaridad de las personas en Europa». Y Heereman añade: «Cuanto peor es el terrorismo islamista, tanto mayor es la solidaridad de los ciudadanos. Me impresionaron mucho las palabras de un agricultor que vive cerca de Bruselas y que se dirigió a la capital belga para donar sangre. Decía en la radio: “Produzco y doy a la gente frutas y verduras; hoy les doy sangre. Soy católico y por eso estoy a favor de la vida. Deseo que mi sangre ayude a salvar vidas, ya sea de cristianos, de musulmanes o de ateos”. Esa sencillez de la caridad es desconocida para los fanáticos y los terroristas; pero es lo que hará fracasar al terrorismo». Aid to the Church in Need (ACN) lo viene experimentando «muy intensamente desde hace tres años. Cuanto mayores estragos causa el terror en el norte de Nigeria, en Siria, en Irak o en otras regiones islámicas, tanto más solidaridad muestran nuestros donantes con las víctimas. Todos nosotros sabemos que los terroristas no conocen la libertad, sino solo la violencia. Ellos tienen el fanatismo; nosotros, la esperanza».

 

 

Posted on 23 marzo, 2016 in Noticias

Share the Story

Back to Top